LA VIRGEN DE VALME, VESTIDA PARA LA FESTIVIDAD DE LA INMACULADA

La venerada imagen de Ntra. Sra. de Valme, Protectora de Dos Hermanas, luce para la próxima festividad de la Inmaculada el manto celeste bordado en seda, obra de Ángeles Espinar que se estrenó en la Romería de 2004.

Para esta ocasión, la Virgen estrena una nueva mantilla realizada de forma artesanal por una devota, que la ha donado.

En el cojín lleva varios exvotos por favores recibidos, así como la medalla que le ofreció el pasado 23 de junio el Cardenal Amigo Vallejo. Igualmente, porta el escudo de las

Carmelitas Descalzas de Dos Hermanas, como signo de afecto, cercanía y gratitud hacia esa querida comunidad.

Finalmente, luce en su mano una antigua y singular pulsera de estilo modernista, recientemente restaurada.