La Virgen de Valme, vestida para la Pascua de Resurrección

Como es tradicional, con motivo de la Pascua de Resurrección, la imagen de Nuestra Señora de Valme ha sido vestida atendiendo a este tiempo litúrgico.

Para esta ocasión, la Protectora de Dos Hermanas estrena un manto de color marfil brocado en oro y plata a realce, confeccionado a partir de una antigua capa pluvial del siglo XIX. La toca de sobremanto es una mantilla blanca de encaje chantilly, y luce las coronas de plata que realizó en 2008 el orfebre sevillano Ramón León, reproduciendo las antiguas que tenía la Virgen y que desaparecieron en 1975.

En el cojín que lleva a sus plantas, además de la medalla de oro de la ciudad, porta diversos broches y exvotos, destacando el nuevo relicario que contiene la reliquia "ex indumentis" del rey San Fernando.